Técnicas de aislamiento más utilizadas

Técnicas de aislamiento más utilizadas

Unas de las principales características que hace resaltar a los edificios modernos frente a los más antiguos son las condiciones de confort y salubridad con las que cuentan. Esto es debido a los avances y desarrollo en la tecnología de la construcción, la cual, entre otras cosas, ha facilitado técnicas de aislamiento que permiten mejorar la calidad constructiva de los edificios.

Las normativas actuales, desde 1979, han ido evolucionando y obligan a poner aislamiento térmico en los edificios, así como aislamiento acústico. A continuación, hablaremos un poco de las técnicas de aislamiento más utilizadas en la actualidad.

Técnicas de aislamientos más usadas

Aislamiento térmico: éste tiene como objetivo principal impedir que se transmita el calor del interior al exterior de los edificios y viceversa. Es una manera de evitar la pérdida de calor durante las temporadas frías y no tener tanto calor en las temporadas cálidas.  

Este tipo de aislamiento puede ser realizado con diferentes materiales:

  • Poliestireno extruido XPS: es una espuma rígida resultante de la extrusión del poliestireno en presencia de un gas espumante, usada principalmente como aislante térmico.
  • Lana de vidrio: es una fibra mineral fabricada con millones de filamentos de vidrio unidos con un aglutinante. El espacio libre con aire atrapado entre las fibras aumentan la resistencia a la transmisión de calor, por lo que se utliza como aislante térmico.
  • Poliestireno expandido EPS: material plástico y rígido fabricado a partir del moldeo de perlas preexpandidas de poliestireno expandible o uno de sus copolímeros, que presenta una estructura celular cerrada y rellena de aire.
  • Fibra de madera: a estas fibras se les agrega ácido bórico para que sean completamente ignífugas, siendo utilizadas para aislar sitios donde hace mucho calor.
  • Lana de roca: fabricada con rocas volcánicas, tiene buena capacidad de aguante frente a las temperaturas altas y es muy usada para aislar del frío y el calor. También aísla contra el ruido y se usa para combatir humedades por condensación.
  • Celulosa: se fabrica reciclando y triturando fibras de papel de periódico y agregándole sales de boro, dándole propiedades ignífugas. Es el método más considerado del mercado debido a que es un material que se engancha muy bien a las superficies.
  • Perlas EPS Grafito: es un aislante plástico que procede del petróleo. Estos son gránulos de poliestireno cubiertos de grafito que están expandidos. Refleja la radiación térmica y es el más adecuado para poner dentro de cámaras de aire de 1,5 cm.

Aislamiento y acondicionamiento acústico: abarca el conjunto de materiales, técnicas y tecnologías que son capaces de atenuar o aislar del ruido un espacio determinado. Supone el impedir que el sonido logre penetrar o salir de un lugar o conseguir un confort acústico. Para lograr este aislamiento y/o acondicionamiento se usan materiales aislantes y absorbentes.

Existen diferencias entre el aislamiento y la absorción acústica, siendo estas:

  • Aislamiento acústico: esta es la protección que tiene un lugar ante el ruido. Este aislamiento se logra a través del uso de materiales que logran absorber y reflejar el ruido, en determinado lugar.
  • Absorción acústica: viene siendo el acondicionamiento de un sitio para que el ruido logre circular mejor dentro de él. Este se usa en las salas de concierto, por ejemplo. Es así como no debe ser confundido con la capacidad de absorción de ruido, con los que cuentan algunos materiales aislantes.

Como puede observarse, son diversas las técnicas de aislamiento utilizadas para contribuir a la mejora en cuanto a la comodidad y confort de los edificios. Solamente basta con saber cuál es la que más conviene y contratar a los expertos adecuados.